La primera hamburguesa para gays y lesbianas.

Por fin las empresas empiezan a entender que ser socialmente responsable no significa tener una brigada de empleados voluntarios que recogen alimentos para los pobres, ni patrocinar camisetas de carreras solidarias, ni donar un 0,0005% de los beneficios de la empresa para construir escuelas en Senegal. Se puede ser socialmente responsable y pensar a la vez en conseguir los máximos beneficios para la empresa y sus accionistas. Los modelos de gestión de los negocios han cambiado y las empresas que saben combinar adecuadamente negocio y solidaridad, son las que ganan. Y si no, que se lo digan a los señores de Burguer King en San Francisco. Me ha encantado esta manera de adquirir un compromiso con la sociedad sin olvidar que de lo que se trata, es de vender hamburguesas. No os perdáis este maravilloso e inteligente caso :

 

(si no puede ver el video, clicar en este enlace)

Artículo de José María Batalla en el Blog de 1000friends. Si desea contactar con nosotros haga click aquí.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s